¿Te llamamos?

Cuando comprobar la presión de las ruedas, inflado de los neumaticos Hinchar ruedas Arreglo de neumaticos Reparacion de pinchazos La presión de los neumaticos

Muchos de nosotros nos hemos formulado la pregunta de cuándo comprobar la presión de las ruedas porque no es cuestión baladí: circular con neumáticos que no cuentan con la presión correcta incrementa el riesgo de sufrir un percance conduciendo (desde un pinchazo a situaciones más graves), además de repercutir negativamente en el consumo de combustible y en el confort del viaje.

En este artículo te mostraremos cuándo medir la presión de las ruedas, tanto en lo que a tiempo se refiere como en esas situaciones que alteren nuestra rutina habitual al volante y que exijan llevar a cabo tal operación.


La importancia de la presión en los neumáticos

Mantener la presión correcta en los neumáticos de tu vehículo no es solo una cuestión de mantenimiento rutinario; es una necesidad crítica que afecta directamente la seguridad, la economía de combustible y la vida útil de tus neumáticos. Es conveniente medir la presión de las ruedas y ajustarla adecuadamente en cada situación porque repercute en los siguientes aspectos:

  • Seguridad en la conducción: una presión inadecuada en los neumáticos puede llevar a una serie de problemas de seguridad. Por ejemplo, una presión demasiado baja puede provocar un sobrecalentamiento del neumático, aumentando significativamente el riesgo de un reventón mientras conduces. Además, los neumáticos con baja presión tienen una mayor superficie de contacto con la carretera, lo que puede resultar en una respuesta de manejo más lenta y un aumento en la distancia de frenado. Por otro lado, una presión excesiva conduce a una menor superficie de contacto, reduciendo la tracción y haciendo que el vehículo sea más susceptible a los efectos de superficies irregulares y baches. Aunque es cierto que el riesgo puede mitigarse recurriendo a neumáticos runflat, que permiten seguir circulando a pesar de pinchar y que reducen riesgos ante tal adversidad.

  • Eficiencia del combustible: el impacto de los neumáticos con presión incorrecta en la economía de combustible es considerable. Neumáticos con presión baja incrementan la resistencia al rodamiento del vehículo, lo que significa que el motor tiene que trabajar más duro y, por lo tanto, consumir más combustible para mantener la misma velocidad. Se estima que por cada baja del 20% en la presión de los neumáticos, el consumo de combustible puede aumentar en un 10%.

  • Desgaste de los neumáticos: el desgaste de los neumáticos también está significativamente influenciado por su presión. Una presión inadecuada conduce a un desgaste irregular y prematuro. Por ejemplo, la baja presión tiende a causar desgaste en los bordes externos del neumático, mientras que la alta presión provoca un mayor desgaste en el centro de la banda de rodadura. Esto no solo reduce la vida útil de los neumáticos, sino que también afecta negativamente el rendimiento del vehículo y la comodidad de la conducción.


¿Cuándo comprobar la presión de los neumáticos?

Hay que revisar la presión de los neumáticos en estas situaciones:

Comprobar la presión de las ruedas de forma rutinaria

Es fundamental revisar la presión de los neumáticos de manera regular. 

La frecuencia recomendada es al menos una vez al mes. Esta práctica regular ayuda a identificar y corregir cualquier variación inesperada en la presión, lo que es crucial para mantener un rendimiento óptimo y la seguridad del vehículo.

Comprobar la presión de los neumáticos antes de un viaje largo

Antes de emprender un viaje largo, es esencial comprobar la presión de los neumáticos. Una presión adecuada asegura una conducción más segura y eficiente durante largas distancias, además de reducir el riesgo de fallos en los neumáticos que pueden ser causados por cargas pesadas y un uso continuo en la carretera.

Comprobar la presión de las ruedas antes de un viaje largo

Los neumáticos son sensibles a las variaciones de temperatura. En climas fríos, la presión de los neumáticos puede disminuir, mientras que en climas cálidos, puede aumentar. Por lo tanto, es importante ajustar la presión de los neumáticos con los cambios estacionales o ante fluctuaciones significativas de temperatura para mantener un rendimiento consistente y seguro.

Revisar la presión de los neumáticos después de reparaciones o cambios

Comprobar la presión de los neumáticos antes de cargar el coche

Si planeas cargar tu vehículo más de lo habitual, como por ejemplo en un viaje familiar o al transportar cargas pesadas, es aconsejable comprobar la presión de los neumáticos. Un mayor peso puede afectar la presión de los neumáticos y, por ende, su rendimiento. Ajustar la presión según el peso adicional ayuda a mantener una conducción segura y eficiente.


Cómo saber si los neumáticos no tienen la presión correcta

La detección de una presión incorrecta en los neumáticos es crucial para garantizar la seguridad en la conducción y el buen estado de tus ruedas. A continuación, algunas señales de presión incorrecta en las ruedas:

Señales visuales de presión incorrecta de los neumáticos

  • Desgaste irregular de la banda de rodadura: si notas que los neumáticos se desgastan más en los bordes o en el centro, puede ser un indicativo de baja o alta presión, respectivamente.

  • Aspecto desinflado: un neumático que parece más plano de lo normal o hundido es un claro signo de baja presión.

  • Daños visibles: la presencia de cortes, grietas, o protuberancias en los neumáticos puede ser resultado de una presión inadecuada.

Señales durante la conducción de presión incorrecta de las ruedas

  • Manejo pobre o inestable: si sientes que tu vehículo no responde adecuadamente o se maneja de manera inusual, especialmente en las curvas, podría deberse a una presión desequilibrada en los neumáticos.

  • Vibraciones excesivas: un aumento en las vibraciones del vehículo, especialmente a altas velocidades, puede indicar problemas de presión en los neumáticos.

  • Distancia de frenado prolongada: una presión de neumáticos inferior a la ideal puede llevar a un aumento en la distancia de frenado.

En resumen, la comprobación regular de la presión de las ruedas es un aspecto esencial del mantenimiento del vehículo que no debe ser pasado por alto. Mantener la presión adecuada en tus neumáticos es vital no solo para garantizar tu seguridad y la de tus pasajeros, sino también para optimizar el rendimiento del vehículo, reducir el consumo de combustible y prolongar la vida útil de tus neumáticos.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad