¿Te llamamos?

Los neumáticos protegen y aislan el coche de los rayos en una tormenta Neumaticos aislantes para tormentas Es importante el estado de las ruedas en una tormenta

Debido al cambio climático por el calentamiento global, España se ha convertido en un país ‘casi’ tropical. En el que, sobre todo en verano, son frecuentes las tormentas repentinas y muy violentas, parecidas a las lluvias monzónicas, que desde el punto de vista mediático hacen más noticia con la definición de danas y lluvias torrenciales. En este sentido, nos preguntamos cuál es el mejor comportamiento a adoptar si te sorprende una fuerte tormenta durante un viaje en coche. Y sobre todo si el coche protege contra los rayos


Qué hacer en caso de tormenta al conducir

Si durante un viaje en coche se desata una fuerte tormenta, sobre todo fuera de un núcleo urbano, lo primero que hay que hacer es mantener la calma. Un aguacero, incluso uno particularmente fuerte, no es Armagedón, por lo que no hay necesidad de entrar en pánico. Dicho esto, es necesario centrarse principalmente en dos aspectos: la visibilidad y el control del vehículo. Dado que en caso de mucha lluvia lo primero que se pierde es la visibilidad, es necesario señalar mejor la presencia al resto de conductores activando, además de las luces de posición (las luces largas sólo si es necesario), las cuatro indicadores.

Al mismo tiempo, se debe proceder con extrema precaución para evitar el riesgo de aquaplaning, y evaluar si es conveniente detenerse. Por supuesto, el coche debe detenerse eventualmente en un lugar adecuado. Así que no al borde de la carretera, a menos que haya un área de estacionamiento especial; pero ni siquiera debajo de puentes o túneles, que podrían convertirse en una trampa mortal al inundarse. Lo ideal sería encontrar un espacio con una protección, un techo (una gasolinera), pero lejos de todo lo que pueda caerse y causar daños.


¿El coche protege de los rayos?

Las dificultades de estar en un coche durante una tormenta podrían agudizarse si a la lluvia abundante se le añadieran relámpagos y caída de rayos, suceso nada improbable en caso de tormenta. Pero, ¿un coche protege contra los rayos? La sorprendente respuesta es que en realidad la carrocería de un coche actúa como un excelente aislante frente a las descargas eléctricas, sustituyendo a la protección de la llamada jaula de Faraday.

Descubierto en 1836 por el físico inglés Michael Faraday, indica un sistema que consiste en un recipiente en material conductor de electricidad o un cable conductor, como el metal, capaz de aislar el ambiente interno de cualquier campo electrostático presente fuera de él, por intenso que sea. En consecuencia, si un rayo cae sobre la carrocería de un automóvil, dado que ésta es mayoritariamente metálica, las descargas se concentran en la superficie exterior sin ejercer ningún efecto en el interior del habitáculo.


Cuando el coche no protege de los rayos

Entonces, sí, en general, el interior de un automóvil es un lugar bastante seguro contra descargas eléctricas. Entre otras cosas, para evitar la penetración de rayos, no es necesario que el revestimiento metálico sea continuo.

Y de hecho la carrocería de un coche no lo es. Sin embargo, aún se deben tomar precauciones. Por ejemplo, en el habitáculo, durante una tormenta, es mejor no tocar las partes metálicas visibles, como las manijas de las puertas, porque podrían entrar en contacto con la superficie externa del automóvil, que no es inmune a los rayos. Además, no todos los coches son seguros de la misma manera: un sedán protege mucho mejor que un descapotable con capota de lona.

Por último, vigile los neumáticos. Al estar compuestos de material aislante, si les cae un rayo la corriente que se produce, al pasar del paso de rueda a la banda de rodadura, puede liberar calor en gran cantidad, con alto riesgo de dañarlos.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad